jueves, 1 de octubre de 2015

Papas Bravas.






Las patatas bravas son parte de nuestra vida, nos traen buenos recuerdos, de lugares ahora lejanos donde fuimos felices. Por eso y por otros motivos decidimos buscar nuestra receta perfecta de patatas picantes.

He aquí el primer experimento:

Una patata por persona, se pelan, se cortan en cubos de bocado y se fríen en aceite muy caliente después de salpimentarlas. 








Para la salsa, usamos tres cuartas partes de salsa de tomate (casera) una cuarta parte de ketchup de calidad y  la llamada salsa picante de Louisiana, a base de chile rojo y especias, con un par de gotas sobra para quien la prefiera suave. 

Sacamos las patatas a un plato para que escurran sobre papel de cocina.

En este caso lo acompañamos con Lágrimas de Pollo, una receta que pusimos hace poco. 






Mojar en la salsa las patatas, o echarla por encima, o lo que se os ocurra, es cosa vuestra.

Buen provecho!!!!


Imágenes propias, bajo la misma licencia que el Blog. 

14 comentarios: