miércoles, 12 de marzo de 2014

La bolsa de las hierbas: Hinojo.




El hinojo (Foeniculum vulgare) es una umbelífera que crece de modo salvaje al borde de los caminos, en campos no cultivados, y cerca de la costa. Fácilmente reconocible por sus pequeñas flores amarillas, sus bulbos comestibles y un olor un poco picante. En cocina suelen usarse los frutos, llamados popularmente 'semillas'.



Uso interno:

Digestiva, tónico estomacal, ayuda a expulsar las flatulencias. También combate la inapetencia. Se prepara en infusión con 5 gramos de semillas por taza de agua. 

Reduce el nivel de colesterol en sangre por su contenido en ácido ascórbico, oleico y linoleico, así como de magnesio y calcio. Para este uso se toma en infusión de flores secas, una taza media hora antes de las comidas.

Antioxidante (contiene también alanina, triptófano, metionina e histidina), especialmente las semillas en infusión. Es conocida desde antiguo su relación con la anemia: las semillas son muy ricas en hierro. En libros de herboristería centenarios aparece ya la maceración de 15 gramos de semillas secas en un litro de vino blanco. Se deja reposar semana y media, se cuela, y se recomienda tomar un vaso antes de comer.

El hinojo es un potente diurético natural, adecuado como complemento en dietas de adelgazamiento y enfermedades reumáticas. Se prepara una decocción en un litro de agua del bulbo fresco. Ha de tomarse un vaso tras cada comida.


Uso externo:

Relajante. Una infusión de dos litros de agua con 50 gramos de semillas vertida en la bañera ayuda a relajar el cuerpo y facilita el sueño.

Tónico capilar: Fortalece la raíz de cabello frotarse con una infusión de hojas secas.

Halitosis o mal aliento: masticar unas semillas después de las comidas.



Imágenes Wikimedia Commons.

6 comentarios:

  1. También se ralla, se estruja, se le saca el jugo y con él se lavan los ojos cansados, irritados, y los de los niños cuando tiene muchas legañas pegadas. Espero que sirva el comentario.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias, Fearn. Tienes toda la razón, el hinojo posee también propiedades beneficiosas para los ojos. Gracias por compartirlo, y muy buen domingo.

    ResponderEliminar
  3. Se pone en los cocidos para desengrasar. Pero te comes el bulbo también, así que no se yo...

    ResponderEliminar
  4. Sí que te lo comes. Y bien rico que está. Supongo que depende de lo que se le ponga al cocido el que se quede clavada una cuchara, o no XDDD

    ResponderEliminar
  5. Realmente interesante. Gracias por las ideas.

    ResponderEliminar
  6. No hay de qué, Juan Marcos. Espero que te sirvan.

    ResponderEliminar